Abarrotado el teatro de La Abadia en el acto de homenaje a Almudena Grandes en Chamberi, este sábado 26 de febrero: emoción, reconocimiento y cariño de quienes la queremos y la querremos siempre. Fue nuestra comadre y seguirá siendo nuestra musa, nuestra amiga, nuestra compañera.

Intervención de Sara Díaz Hernández, Presidenta de Nosotras Mismas, en el homenaje a Almudena Grandes en Chamberí, el 26 de febrero de 2022

Tengo en mis manos para leer esta breve intervención, el primer libro que Almudena Grandes presentó en nuestra asociación, LOS BESOS EN EL PAN, una crónica en un barrio, de solidaridad y resistencia frente a la crisis.

Decía Almudena Grandes en Las Tres bodas de Manolita:

“Sin embargo con el tiempo comprendí que la alegría era un arma superior al odio, las sonrisas más útiles, más feroces que los gestos de rabia y desaliento”.

No es fácil dedicarle unas palabras a Almudena, porque resulta difícil aceptar que ya no está a nuestro lado.

Almudena, nuestra comadre, era una excelente escritora, quizás la mejor escritora española de los últimos 30 años, pero era sobre todo, una gran mujer, una feminista, una luchadora por la igualdad, una ciudadana especialmente comprometida con los derechos de las trabajadoras y trabajadores, con una sociedad más abierta, más justa, más participativa, con la memoria democrática de su país, con los colectivos más vulnerables.  Pero era también una madrileña de pro, una vecina de Chamberí, solo ignorada y maltratada por quienes deberían estar agradecidos de disfrutarla, una mujer que jamás dijo no a una causa justa de su barrio, a una reivindicación vecinal, a una iniciativa cultural, a una movilización para defender los derechos de las mujeres. Bien lo sabemos, en la Asociación de Nosotras Mismas, de la que fue su comadre, a cuyos actos asistió siempre que se lo pedimos. Hoy queremos decirle que estamos emocionadas y orgullosas de haber sido, de seguir siendo sus amigas, sus lectoras, sus cómplices, sus compañeras de militancia feminista.

“Que ser valiente no salga tan caro, que ser cobarde no valga la pena”, sonaba Sabina en el cementerio civil cuando dimos el último adiós a Almudena. Estos versos en este tiempo suenan a desafío, a dignidad, la que acompañó a Almudena en su vida, en su escritura, en su lucha por cambiar el mundo.

Y como nos recordaba en uno de los pasajes de su excepcional libro El corazón helado: Solo puedo pensar en mí cuando pienso en ti. Solo puedo pensar en ti conmigo”.

Por estas y otras muchas cosas, hemos querido celebrar un acto de homenaje a Almudena, pequeño, de barrio, pero gigantesco en lealtad y cariño.

Almudena, siempre estarás en nuestros corazones, siempre serás la comadre de Nosotras Mismas.

Homenaje a Almudena Grandes
Etiquetado en:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Información básica sobre protección de datos
Responsable Asociación de Mujeres Nosotras Mismas Chamberí +info...
Finalidad Gestionar y moderar tus comentarios. +info...
Legitimación Consentimiento del interesado. +info...
Destinatarios Automattic Inc., EEUU para filtrar el spam. +info...
Derechos Acceder, rectificar y suprimir los datos, así como otros derechos. +info...
Información adicional Puedes consultar la información adicional y detallada sobre protección de datos en nuestra página de política de privacidad.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Nosotras Mismas en Instagram
Something is wrong.
Instagram token error.
Follow
Cargar más

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies